Evite estos 8 errores de novato que cometen las startups al principio

Evite estos 8 errores de novato que cometen las startups al principio

Con el rápido aumento de la innovación tecnológica, no sorprende que los emprendedores y expertos en tecnología de todo el mundo se apresuren a crear nuevas empresas.

Actualmente hay alrededor de 1,35 millones de nuevas empresas relacionadas con la tecnología a nivel internacional. Si bien millones de personas esperan establecer un negocio ‘con piernas’, no todas las nuevas empresas pueden obtener buenos resultados: el 90% está destinado a fallar dentro de su primer año, mientras que el 30% fracasa en el segundo año y el 50% en el tercer año.

Las razones más comunes por las que las startups se encuentran en una espiral descendente incluyen un modelo de negocio insostenible, problemas de desarrollo, falta de inversores y problemas de flujo de caja. Puede que esto no sea un secreto para quienes tienen experiencia empresarial, pero para los aspirantes a emprendedores que necesitan orientación, aquí hay algunos errores mantenerse al margen de:

Falta de goles

1. No hay un plan de negocios claro ni metas INTELIGENTES

Algunas ideas parecen tan prometedoras que los empresarios se apresuran a aceptarlas con entusiasmo; sin embargo, el entusiasmo por sí solo no se traducirá necesariamente en un negocio próspero. El apresurarse a emprender empresas con poca planificación puede hacer que el éxito sea esquivo o de muy corta duración.

Los buenos planes de negocios no solo incluyen planes a corto y largo plazo, sino que también brindan a las empresas objetivos rectores que son INTELIGENTES: específicos, medibles, alcanzables, realistas y de duración determinada. Un plan de negocios bien preparado es esencial para ayudar a las nuevas empresas a navegar por el difícil camino hacia el éxito.

2. Esfuerzos apresurados para recaudar dinero sin un plan claro

No tener un plan concreto puede desviar a los inversores. ¿Quién querría invertir en algo apresurado y no pensado a fondo? La creación de un plan de negocios integral también debe incluir poder elaborar las finanzas proyectadas y anticipar a qué áreas del negocio planea asignar fondos.

Esto no solo mostrará a los inversores que tiene una idea realista de cómo va a administrar su negocio, sino que también le dará una mejor idea de cuánto necesita ganar o adquirir para crecer con éxito y permanecer en operación.

3. Sin Plan B, C, D, E, F…

Es un simple hecho de la vida: no todo saldrá como lo planeaste. En lugar de vacilar y perder el impulso la primera vez que las cosas no salen como quieres, puedes tomarte un segundo para respirar y consultar el siguiente plan, o el siguiente o el siguiente.

Desde recesiones económicas hasta contratiempos operativos diarios, es mejor prevenir que curar. Tener no solo uno, sino varios planes de respaldo puede ayudarlo a prepararse para cualquier emergencia que su empresa pueda tener que superar.

Sin conocimiento de la competencia o los clientes

4. Sin consideración a la competencia

La conceptualización de un buen producto o servicio a menudo surge de problemas de la vida real que los emprendedores e innovadores ven en su vida diaria. Cuando ve algo roto que no puede arreglar, ¿por qué no crear algo completamente nuevo que pueda abordar o incluso eliminar el problema?

Si bien muchas de nuestras mejores ideas pueden provenir de querer crear soluciones, parte de crear una solución buena y sostenible es poder ver lo que ya se está haciendo al respecto. ¿Qué están haciendo tus competidores que necesitas mejorar?

¿Qué tipo de ventaja puedes ofrecer que otros no puedan? Deberá aprender a medirse con los demás y desarrollar su producto o servicio después de observar cómo se están desarrollando las cosas en su industria y comunidad.

5. No se tienen en cuenta las necesidades cambiantes de las personas

Las necesidades de los clientes siempre cambian: lo que alguien podría necesitar ahora podría no ser lo que necesitará mañana, que es algo que solo se vuelve más cierto a medida que pasa el tiempo, a medida que la tecnología continúa evolucionando e influyendo en la forma en que vivimos nuestra vida diaria.

El desarrollo de sus productos y servicios no se detiene después de completar su plan de negocios, sino que es un esfuerzo continuo a lo largo de sus operaciones, con el fin de brindar la mejor calidad posible de ofertas. Empresas que no escuchar lo que sus consumidores necesitan y quieren se arriesgan a volverse irrelevantes para su mercado objetivo.

Manejo indebido de las finanzas

6. No realizar un seguimiento adecuado de los gastos

Los fondos mal administrados son una vía rápida hacia el camino del fracaso. Ya sea intencional o involuntariamente, no hacer un seguimiento ni siquiera de «las pequeñas compras» que realiza puede llevar su negocio no solo al cierre, sino al peligro de una posible actividad ilegal. Dependiendo de cuántas personas estén involucradas en el mal manejo de los fondos, las cosas pueden volverse fraudulentas rápidamente si los gastos no se registran y controlan adecuadamente.

7. Presupuesto deficiente

Las cuestiones presupuestarias también son un problema importante: cuando los empresarios ponen demasiado en un área y no dejan casi nada para otra, puede ser difícil para una empresa lograr un desarrollo dinámico. Particularmente en los primeros años, el dinero no siempre es fácil para las empresas emergentes, por lo que cada plan de presupuesto debe planificarse minuciosamente y ser realista. Ser capaz de evaluar qué áreas necesitan una cierta cantidad de financiación puede ayudar a que una empresa crezca de manera exponencial.

Mal marketing

8. No invertir en marketing

Uno de los errores más grandes que puede cometer un emprendedor es subestimar el poder del marketing. Tener un buen producto o servicio puede valer muy poco cuando la gente realmente no lo sabe. Dependiendo de su mercado objetivo, usted y su equipo de marketing deben saber cómo captar mejor la atención y desarrollar una relación con las personas a las que desea que se beneficie su producto o servicio.

Ya sea seleccionando perfiles de redes sociales, creando campañas publicitarias en línea o elaborando una serie de marketing tradicional de anuncios impresos y comerciales, debe saber cuándo y cómo hablar con sus clientes.

Es cierto que el mundo de los negocios puede resultar intimidante; sin duda, es difícil hacerlo bien en el primer intento. Los emprendedores pueden sentirse tentados a tirar la toalla cuando las cosas se ponen difíciles, pero mantenerse bien informado y en sintonía con las necesidades de su negocio y mercado objetivo puede ayudarlo a mantenerse en la cima de su juego.

¡Un poco de preparación puede llevarte lejos!

Entrar en el mundo de los negocios no tiene por qué ser intimidante en absoluto. Si necesita inspiración, no busque más: tome una página del libro de startups que se convertirá en el las empresas de tecnología más grandes de la ciudad de Nueva York ¡y vea lo que puede hacer para mejorar su juego!

#Evite #estos #errores #novato #cometen #las #startups #principio

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.